Saltear al contenido principal
Guía Para El Proceso De Onboarding 

El proceso de onboarding se encarga de facilitar la incorporación del nuevo talento con la empresa. Sigue una serie de pasos que orienta y prepara progresivamente al empleado para su correcta y rápida integración con la compañía y sus funciones laborales.

 

¿Por qué es bueno contar con un proceso de onboarding?

El proceso de onboarding ofrece al empleado toda la información relevante que debe conocer sobre la empresa. La historia, los valores, la cultura y todo lo necesario para ejercer efectivamente sus funciones laborales.

La correcta ejecución del proceso de onboarding permite a la compañía recolectar información de valor sobre el empleado. Esta información sirve para tomar mejores decisiones de contratación a futuro. De esta forma se podrá identificar con mayor exactitud el perfil ideal del empleado que requiere la empresa.

  • Alinea las expectativas del empleado con las de la compañía.
  • Acelera la velocidad con la que el empleado se acopla al ritmo laboral.
  • Fomenta las bases para una sólida relación empleado-empresa.
  • Ayuda a determinar el nivel de compromiso del empleado.
  • Influye en la decisión de permanencia en el corto y medio plazo. 

 

También te podría interesar leer: Tendencias para RRHH en 2021 

 

Pasos para un onboarding exitoso

El proceso de onboarding impacta directamente en la retención, productividad y desarrollo del talento. Para asegurar una correcta ejecución del proceso de onboarding se recomienda contemplar los siguientes puntos:

 

1- Define el alcance de tu proceso de onboarding

¿Cuánto tiempo va a durar?¿Qué es lo que se busca transmitir al empleado?¿Cuántas personas estarán involucradas?¿Cuáles son los objetivos que se quieren cumplir? Aquí se aterrizan todas las preguntas clave que servirán de guía y ayudarán en la logística durante la ejecución del proceso de onboarding. Se plantea el propósito específico de cada etapa del proceso y el cómo se llevará a cabo.

2- Crea un calendario para tu proceso de onboarding

Una vez tengas definido el alcance de tu proceso de onboarding, lo siguiente es ponerle una fecha de inicio y fin. Esto te ayudará a seguir de forma cronológica las actividades que hayas asignado para cada día del proceso, y al empleado le servirá para tener una idea clara de lo que le espera por los siguientes meses. 

3- Genera confianza primero

Desde el minuto cero, la persona encargada de darle la bienvenida al nuevo talento se convierte en el vocero oficial de la empresa. Por eso es importante que dicha persona cuente con habilidades comunicativas y emocionales vastamente desarrolladas para transmitir el mayor grado de confort. El empleado que se siente cómodo en el lugar que pasa casi un tercio de su día, es un empleado feliz. Un empleado feliz que habla bien de su empresa es la mejor estrategia de marketing para atraer más talento y más clientes.

4- Empodera al empleado

Intenta ceder la mayor cantidad de libertad operativa al recién llegado antes de que termine el proceso de onboarding. Esto impacta directamente en su seguridad y fomenta un ambiente de trabajo mucho más creativo. Este paso resulta más efectivo cuando se definen los extremos que se desean evitar y/o las prácticas que no son tolerables dentro de la empresa.

5- Comparte la cultura de la empresa

El responsable de llevar a cabo el proceso de onboarding debe asegurarse de que el empleado ha comprendido a la perfección el propósito de la empresa, así como sus valores y objetivos. Esto le dará una visión de la relevancia de sus funciones y le ayudará a canalizar su potencial en la dirección correcta. Esto también sirve para medir el nivel de compromiso del empleado con la empresa.

6- Clarifica las expectativas

En esta etapa del proceso se definen los resultados que se esperan obtener por parte del nuevo talento. Se explican (durante las sesiones de capacitación) los procesos y recursos con los que cuenta para lograr sus objetivos. También se le plantea un esquema de crecimiento en donde el empleado tiene la oportunidad de ajustarlo a su plan de vida (en caso de que así sea) o por lo contrario, tener una idea de la fecha en el que el empleado dejará la empresa.

7- Constante comunicación y retroalimentación

Es importante que durante todo el proceso de onboarding, el recién llegado obtenga retroalimentación por el responsable de llevarlo a cabo, y viceversa. Primero, fortalece el principio de confianza que hemos comentado con anterioridad. Segundo, cada proceso de onboarding se convierte en un proceso de mejora continua bidireccional. Tercero, se evitan malentendidos, problemas o incluso errores que pudieran costarle el empleo o recursos a la empresa. Una sesión de 10 minutos a la semana para hablar de estos temas, podría ser suficiente.

8- Documenta y mejora tu proceso de onboarding

Para finalizar, lo que se recomienda hacer para medir la efectividad del proceso de onboarding es compararlo con el resultado. Si bien es cierto que pueden existir muchos factores externos que influyen en el resultado, es importante identificar aquellos que son claves para tener un proceso de onboarding exitoso. El objetivo de este punto es mejorar constantemente cada proceso de onboarding que realicemos hasta conseguir el proceso ideal para nuestra empresa.

 

Clase gratuita

TheRealHR desarrolló el primer master en el que se abordan los temas más relevantes y actualizados sobre recursos humanos. En este caso, nos han compartido la primera clase (gratuita) sobre el proceso de onboarding. Es explicado por Jesús Lorca, HR & talent development en Santander. 

Si quieres saber más sobre cómo ejecutar un proceso de onboarding exitoso, te recomendamos asistas a esta clase en línea.

 

 

 

 

Esta entrada tiene 0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Planifica el futuro de tu empresa con Plannam

Con Plannam podrás planificar toda tu plantilla de trabajo sin tener que preocuparte de errores. Optimiza al máximo su rendimiento.

Probar herramienta
Volver arriba